Página 1 de 2

José Isidro ¿Aikido?

Publicado: 14 Nov 2002 09:34
por Ueshiba
Estimados amigos:

Quien conoce a JOSÉ LUIS ISIDRO CASAS, que publica un reportaje sobre Aikido policial en CINTURON NEGRO de este mes de Noviembre.

Saludos...

Ueshiba

Publicado: 14 Nov 2002 11:49
por tengu
Hola

Yo no he leido este artículo, ni conozco a este señor, pero sólo oir lo de AIKIDO POLICIAL, los tímpanos se me han puesto del revés.

Aikido y policial. No sé, es como decir entrecotte con guarnición de merluza. No se si me siguen....

Tengu :evil:

Publicado: 14 Nov 2002 12:21
por Kopiller
Es ese del bigote que hace tecnicas vestido de poli en completo desequilibrio?

Re: José Isidro ¿Aikido?

Publicado: 14 Nov 2002 12:31
por Budoshi
Ueshiba escribió:Estimados amigos:

Quien conoce a JOSÉ LUIS ISIDRO CASAS, que publica un reportaje sobre Aikido policial en CINTURON NEGRO de este mes de Noviembre.

Saludos...

Ueshiba
Aquí tienes la dirección de su página web (la de su asociación Kenkido):

http://www.kenkido.com/

Un saludo.

Acerca del Aikido

Publicado: 14 Nov 2002 13:55
por Invitado
Acabo de visitar la Web del Aikido policial éste y me he quedado sumamente sorprendido por dos cosas:
1. Videos Impresionantes: Si los ataques que reciben los policias son como los que recibe este señor no sé por que llevan armas, es mas,estos delincuentes son mas inofensivos que un niño.
2. Yo no sé de Aikido, pero si la biografía de Ueshiba pone datos muy poco serios como:
un individuo empuñando una pistola, le apuntó a Morihei Ueshiba al pecho. Este tuvo entonces una experiencia singular: como si se encontrara en otra dimensión pudo ver, antes del disparo, "piedrecitas de luz blanca" que salían moviéndose en cámara lenta de la boca de la pistola. Desplazándose a un lado de su trayectoria evitó ser alcanzado por la bala, llegó hasta el tirador y lo desarmó.

En otra oportunidad la partida fue emboscada por tiradores apostados en ambos flancos de un paso de montaña que cruzaba. La experiencia se repitió. Morihei anticipó y esquivó varias descargas viendo de nuevo aquellos "guijarros de luz blanca" que venían delante de las balas, señalando su recorrido para que pudiera evitarlas.


Una vez allá, los mejores, más fuertes y grandes alumnos se colocaron frente a él. El general Miura le pidió que se pusiera un equipo protector, pero rehusó diciendo que "así estaba bien" y que ya era suficiente protección que las bayonetas de práctica fueran de madera. Solicitó que lo atacaran todos a un tiempo, pero nadie tomó en serio su petición y sólo uno se adelantó y lo embistió con su bayoneta. El maestro lo mandó volando por los aires. Cayó lejos, sobre su espalda. Los demás se pusieron furiosos y atacaron simultáneamente, intentando acertarle con las bayonetas, pero él, como si fuera la brisa que pasa entre los árboles, se movía de tal manera que nadie podía tocarlo. Finalmente, exhaustos y maravillados, los alumnos del general Miura fueron a sentarse otra vez sobre el tatami, dejando a un lado sus armas.

Otra vez, en Osaka, durante una demostración ante los miembros del Departamento de Policía, notó que había escepticismo en su público. Pidió entonces a cinco de los más fuertes y grandes oficiales, todos judokas de alto grado, que lo inmovilizaran sobre el suelo. Se tendió boca arriba y permitió que cada uno de sus brazos y piernas fuera sujetado contra el suelo por uno de aquellos. El quinto oficial apretó su cuello con una estrangulación. De pronto, lanzó un estridente Ki-ai (grito de combate) y los cinco enormes policías salieron proyectados lejos de él. Se incorporó y, riendo de buena gana, les dijo: "Más vale que aprendan mejores técnicas de arresto si quieren capturar criminales peligrosos". Cuando los espectadores preguntaron qué había pasado, el oficial que aplicó la estrangulación dijo haber sentido una tremenda fuerza invisible que le separó las manos. Los otros cuatro afirmaron que el cuerpo del maestro, cuando lo sujetaron, parecía hecho de seda, suave y dúctil, pero que un momento después se volvió pesado y fuerte como el acero y fueron lanzados lejos de él.

Entre los años de 1941 y 1942, cuando enseñaba su Aiki Budo a los cadetes de la Escuela de la Policía Militar en Tokio, para variar, quisieron probar si las técnicas que aprendían de él eran de veras efectivas, porque también tenían sus dudas. Así que decidieron emboscarlo. Una noche sin luna en que el maestro caminaba por los terrenos de la escuela con rumbo al dojo para dar su clase, se detuvo de pronto, presintiendo que un peligro lo acechaba.

Súbitamente, de los arbustos y depresiones del terreno, alrededor de treinta cadetes surgieron y lo rodearon. Entonces intentaron golpearlo con sus espadas de madera y rifles de entrenamiento. El, sin mostrar preocupación alguna en su rostro, empezó a girar y a cambiar de posición, haciendo que sus atacantes cayeran y se atropellaran unos a otros. Así continuó hasta que éstos, rendidos por la fatiga y respirando pesadamente, se detuvieron, ofrecieron sus excusas y se retiraron.
En otra ocasión, sus alumnos le preguntaron si consideraba que las hazañas que se atribuían a los Ninja, como volverse invisibles o caminar sobre las aguas, eran posibles. Les contestó: "Han estado ustedes viendo muchas películas sobre eso, pero en el cine no es sino una ilusión. Traigan sus bokkens (espadas de madera) y sus Jos (varas cortas de entrenamiento) y les daré una demostración de Ninjutsu verdadero".

Más de diez le rodearon con sus armas, y al unísono se arrojaron sobre él... ¡y en ese momento se desvaneció o, por lo menos, ya no lo vieron! Confundidos, registraron cuidadosamente todos los rincones del dojo, pero no pudieron encontrarlo. De pronto oyeron su voz que gritaba: "¡Aquí!" A diez metros de distancia, el maestro estaba de pie, semioculto a mitad del segundo tramo de la escalera que conducía al piso alto del dojo. Los discípulos, estupefactos, le pidieron a coro que ejecutara "otra demostración de Ninjutsu", pero él les respondió: "¿Intentan matarme sólo para entretenerse? Sepan que cada vez que alguien ejecuta esta técnica, su lapso de vida se reduce en cinco o diez años"

Publicado: 14 Nov 2002 14:51
por Budoshi
Mmmm... Me pregunto qué hubiese sido de la menuda figura de Ueshiba Sensei, en cuanto a proyección pública, si en los años 30, 40 ó 50 hubiese existido Internet y foros de debate como éste. ¿Os imagináis los titulares? "Morihei Ueshiba: maestro o patata". No creo que nadie en su sano juicio fuese capaz de cuestionar su calidad como budoka y experto en un buen número de tradiciones marciales, pero cosas como las que se cuentan en este tipo de biografías (o mejor, hagiografías) lo colocarían sin duda en la cúspide de de una lista que quizá podríamos llamar Phantoms' Hall of Fame.

En fin, esto, dicho en cierto tono desinhibido y jocoso, espero que no escandalice a ninguno de mis compañeros aikidokas, con quienes durante cierto tiempo compartí interés por la práctica del Aikido. Y si es así lo matizaré en su momento, puesto que ahora no viene al caso. Lo cierto es que este tipo de leyendas alcanzan a muchos maestros de la época dorada de las artes marciales. Muchas veces ellos mismos las propiciaron, o no hicieron nada por desmentirlas, y con mucha mayor frecuencia fueron sus discípulos, obnubilados por el resplandor (léase carisma) emanado de la figura del maestro, los que contribuyeron a propagar estas historias, que como es lógico se fueron poco a poco hinchando sin que nadie con autoridad hiciera nada por impedirlo.

A cualquier compañero aikidoka que pueda dar estas historias (me refiero a las más extraordinarias) como ciertas, me gustaría pedirle que, si en algún momento va a tener ocasión de practicar con algún maestro de alto grado, le haga la siguiente pregunta: ¿por qué O-Sensei Morihei Ueshiba fue incapaz de transmitir lo mejor de su arte? Es decir, ¿por qué ninguno de sus sucesores, Ueshiba Kishomaru y Moriteru, ni ninguno de los discípulos que fueron capaces de crear sus propios estilos, fueron capaces de realizar ninguna de las hazañas que se atribuyen al Gran Maestro?

Un saludo.

Publicado: 14 Nov 2002 15:46
por Invitado
Desde luego Budoshisan, si no supieramos que Ueshiba fué un buen Budoka realmente (desde luego no mejor que Kano), cualquier persona con un mínimo de lógica diría que el Aikido es una farsa. Deshacerse de 5 judokas a la vez con un grito o esquivar balas suena a flipado total. Pero bueno, al menos descubrimos un ninja autentico, a ver cuando Hatsumi hace eso ¿eh?

Publicado: 18 Nov 2002 13:11
por Invitado
Muy buenos vuestros mensajes, me he reido mucho... Sr. Miyagi.

Publicado: 18 Nov 2002 13:22
por Invitado
¿Es Ueshiba?, ¿es Hatsumi?, No !!!, es Tengu esquivando balas.

Publicado: 18 Nov 2002 13:48
por tengu
Invitado,

Creo que sólo te has reído tú con eso de Tengu esquivando balas. No puedo esquivar balas, pero cuando me encuentro personas como tú, suelo cambiar de acera.

Tengu :evil:

Publicado: 18 Nov 2002 14:58
por Selaine
Me hace gracia cuando leo este tema en concreto, es ciertyo q muchas historias sobre maestros conocidos pueden sonar a fantasmada pero... hasta las leyendas mas inversimiles tienen un apice de cierto para ser creadas.

El graciosillo de la bala yo creo q ya ha sido contestado por tengo de la mejor manera, ante gente como tu lo mejor el tai sabaki y a vivir en paz

Un saludo a todos

Publicado: 18 Nov 2002 19:32
por Invitado
Bueno

Publicado: 18 Nov 2002 19:41
por Invitado
Esto es lo de siempre, yo si fuera vosotros no lo creeria, pero yo he visto en mis carnes cosas que antes no habria creido si me las contaran. No cave duda que es muy dificil esquivar balas, con un grito quitarse a gente de encima etc..
Pero yo he visto a mi sensei hacer ejercicios de "ki", los cuales tengo constancia que no se practican en todos los dojos de aiKIdo, y es una lástima porque el ki forma parte del aikido.
Como por ejemplo, mi primo, para ser más exactos, un tio que mide 1.90 y pesará entorno a los 85 Kg si no son más, empujaba a mi maestro contra la pared con toda su fuerza y no lograba moverlo. Mi maestro tiene entorno a los 60 70 años por ahí van los tiros. Mi primo lo intento con migo, mido 1.88, peso 95 Kg. y me dejó estampado en la pared. Con esto quiero decir, que lo de Hueshiba, en mi cabe la duda. Ya que he visto demostraciones de ki, y segun mi maestro no lo hace ni la mitad de bien que el suyo, que fue Itsuo Tsuda. Pues imaginad ueshiba, no??

Saludos y no os enfadeis entre ustedes, hombre.

Publicado: 19 Nov 2002 09:12
por tengu
Hola

No hace mucho un grupo de practicantes de artes tradicionales tubimos la oportunidad de asistir a un curso de maestro Kai Kuniyuki, del cual ya he hablado en otros debates.

Yo soy el primer escéptico en temas "sobrenaturales", pero he de decir, que ese "poder" existe. El maestro nunca habló de Ki, pero sí de RESPIRACIÓN adecuada. Era increible ver y sentir ese "poder". El cómo jugaba contigo, el cómo podía hacer volar a indivíduos de 1'90 y más de 90 kg ejerciendo resistencia y sin usar la inercia, los tiraba restando totalmente estático. Y repito no habló de Ki, ni de energías, ni de rayos ultravioleta. Habló de RESPIRACIÓN y de cómo usarla en combate.

un saludo
Tengu :evil:

Publicado: 19 Nov 2002 18:23
por Nikio
Tengu, estoy contigo en lo de la respiración.

Me han dejado publicidad en el parabrisas del dojo de este señor. Vamos a ver,, no me meto ya en con los que menos precian el Aikido,,, (normalmente solo tienen una ligera idea de el Aikido.). Mas me molestan los que "prostituyen" el Aikido,,, he visto la web de este señor y hasta se ha lanzao a hacer una peli,,,, Creo que el Aikido y su Fundador merecen un respeto, estamos hablando de un arte marcial y una filosofia ,,, como sigamos así veremos hakamas en las olimpiadas. Por cierto ,, ya han hecho una campaña publicitaria diciendo que el modelo es campeón mundial de Aikido,, jo que triste,, si O SENSEI levantase la cabeza,, a esta gente les entraría directamente con un buen Atemi en los mofletes.

Saludos