Logo Hispagimnasios

Hispagimnasios.com

El portal del fitness y las artes marciales

BOXEO. EL HOOK, LA VOLEA Y EL SWING

Por Francisco Menéndez Campa
Artículo cortesía de Boxeo 7


HOOK

Es un golpe bastardo, mitad crochet, mitad uppercut, cuya función es buscar ángulos favorables en los huecos del rival. Ampliamente empleado para buscar el hígado del rival (por su trayectoria ascendente que se adapta a la compresión del hígado).

El hígado como víscera importante que es, está rodeada de numerosas ramificaciones nerviosas. Cuando es impactado, se produce una sobrestimulación neurálgica. El nervio ciático (el más largo del cuerpo, pasa de las vértebras lumbares hasta el pie) se ve afectado, el diafragma (músculo que separa los pulmones del estómago) se enerva y hace expulsar el aire guardado en la caja torácica, los músculos de la cintura (permiten rodar golpes, son el eje de transmisión pie-puño) se ven afectados también.

Es un golpe ideal para subir pegando, por los lados, desde el escudo de la guardia. El movimiento es, a la vez de giro paralelo al suelo pero con un movimiento ascendente (tanto de codo como de rodilla). La muñeca “cierra la puerta”, amplificando el efecto del golpe (de poco recorrido). Debe de hacerse rápido (como un carterista), y muy preciso (como un cirujano).

Típico de los body-punchers mejicanos, el primero te duele diez, el segundo te duele cincuenta, el tercero te “sopla“ y ya caes. Hace una década, para fomentar el boxeo olímpico, trajeron a Méjico un preparador rumano, que lo primero que dijo al llegar fue que no se debía tirar este golpe porque no lo puntuaban los jueces. A los 10 días estaba otra vez en Rumanía, pues los mejicanos no soportaron dicha afrenta. Curiosamente, en USA lo denominan gancho mejicano, y en Méjico picotazo cubano (por la costumbre de los caribeños a salir pegando por su izda). ”Dolor de viuda, duele mucho, dura poco” le dicen. Lo cierto es que es uno de los KO menos peligrosos y más limpios, que produce respeto al que lo recibe, sin tener una trascendencia mayor en cuanto a daño secundario.

VOLEA

Es un golpe híbrido entre un crochet largo y abierto, y un golpe descendente (aplomado, picado).

Posee las ventajas de un mayor recorrido ,la trayectoria descendente y parabólica (buena para angular el golpe por encima de guardia del rival), suele emplearse en “devolución” de una serie del rival. Las desventajas son una obvia apertura de guardia (permeable a contras por dentro), mayor lentitud, posibles lesiones en hombro y mano, choque de cabezas por la amplitud del gesto.

Sólo se diferencia del crochet en el giro de cadera (más amplio), en el giro más pronunciado del hombro y en la necesidad de anclarse con la pierna adelantada para no irse con el golpe. Son golpes de ocasión, pero no para plantear un trabajo de base con ellos.

Es un golpe bueno cuando salimos del corto de forma brusca, pasando de percepción táctil a visual. Algunos púgiles lo utilizan para romper el jab del rival, fintando por debajo y metiendo la volea.
También se emplea en devolución de serie, cuando el rival nos aplica su serie y sale de forma reiterada o lenta, como medio de golpearlo en su salida y de negarse a la dominación, cara a los jueces.

SWING

Sólo con la mano adelantada, no es un golpe de principio Pistón-Biela, sino de balanceo (de ahí su nombre), consistente en llevar el brazo descontractado a lo largo del lateral del cuerpo, ligeramente virado a la derecha, que remontamos bruscamente ganando altura, para prolongar el movimiento con el hombro, haciendo una violenta torsión del tronco y enviándolo hacia abajo.

En síntesis: balanceo lateral - ascensión oblicua - giro circular hacia abajo-muñeca cierra pomo.

Hace las veces de jab circular (golpe pues táctico) y es más peligroso por que se ve mal que por la escasa potencia. Alí era un especialista. La frontera entre el swing y el golpe de conejo (por detrás de la oreja, con la posibilidad de un desprendimiento de retina, fuera del área de golpeo) es difusa.

Hay más golpes como el bolo punch (o molinillo) creado por el filipino Zeferino Alvarez, o el golpe de canguro (upper largo a la manera de Paterson)... etc, pero la necesidad de estandarizarlos para reglamentarlos, los reduce en gran medida, mínimo de generalidades para su desarrollo.

LAS FINTAS EN LOS GOLPES RECTOS Y CURVOS

El empleo de un tipo u otro de conexión de golpes trae consigo también cierto tipo de trabajo de desplazamientos.

El esgrimista de golpes rectos suele entra “limpiando la línea” de encuentro con los golpes, utilizando mucho la adelantada, en golpes aislados tácticos, muy perfilado , a ¾, con la cara atrás.

Si no impacta, porque el rival se vaya atrás, bueno, ocupa el centro y sigue presionando.
Si el rival para y bloquea, bueno, dejará algún hueco para la atrasada.
Si el rival intenta la contra, medio paso lateral y vuelta a empezar.

Los púgiles de golpes curvos suelen “hilar” una maraña de gestos, de cintura, medios pasos, pasos añadidos, cuello, etc (los americanos distinguen los backswings de los downswings) para ir metiendo los pies y ganar la distancia necesaria.

Backswings: Podríamos catalogar en este epígrafe la serie de movimientos que se ejecutan fuera de la distancia de intercambio, con la intención de ganar tiempo, intoxicar (creando falsas líneas de intercambio, cambios de mano o golpe, etc), estudiar la reacción del rival, produciendo una turbulencia en la percepción al mover defensas y blanco, etc. En los boxeadores más cualificados son en extremo complejos y de duración y ritmo variado. Son movimientos muy fragmentados, en busca de la atención del rival.

Downswings: Son movimientos ya en busca de la conexión, sea en ataque o contra, del golpe. Son movimientos constantes en tiempo, y buscan la evasión de la trayectoria del golpe del rival, y la facilitar la conexión de nuestro golpe, ampliando su aceleración con mayor recorrido (crochet de dcha de Tyson mientras rueda por debajo el golpe recto del rival).

Características:

  • Deben mecanizarse, con trabajos a presión (manopla, espejo, cuerda, defensa ante sparring).

  • Emplear cambios de ritmo y dirección (el rival se adapta mejor a un ritmo alto que al cambio).

  • Cambios de ángulo

  • Emplear ambos pies y lados, por el interior y por el exterior, aunque luego en la pelea distingamos púgil diestro del zurdo.

Consejos sobre las fintas:

  1. Cualquier golpe en media debe ir introducido por finta, creando una reacción errónea que nos implique ventaja.

  2. El centro de gravedad en la media debe estar bajo, para arrancar en cualquier dirección.

  3. Después del último backswing en que sintamos ventaja de reacción, meter nuestro dowswing y el golpe para no perder la ventaja.

  4. Sacar al rival de la posición de espera, evitando las posiciones frontales y practicando las laterales, a fin de provocar una posición incorrecta en el rival (con side-steps). Eso puede acarrearle al rival una frenada, y la parte más lenta de cualquier movimiento es el inicio.

  5. A la vez que de hace un backswing, engañando al rival, se debe evaluar la propia fuerza. Si el rival no reacciona como esperamos, es mejor seguir fuera de distancia y comenzar de nuevo. Mientras no de distancia, por muy bueno, rápido y potente que sea el rival, mientras no le de distancia, no he de temer. En el boxeo cuentan más los errores que los aciertos.

  6. El downswing no debe ejecutarse ni demasiado pronto, ni demasiado lejos, pues el adversario puede corregir su fallo. Si uno ha evaluado la velocidad de acción y reacción del rival con backswings siempre tendrá más posibilidades que entrando a tumba abierta.

  7. Nunca deben hacerse dichos movimientos por lucimiento y hay que evitar emplear aquellos movimientos no automatizados o no ensayados. Intentar lucirse como las estrellas americanas, creyendo que ese es el fin y no el medio, puede tener dolorosas consecuencias. Todo el mundo quiere volar como Jordan, pero él es único y le pagan precisamente por hacerlo así.
    Se deben ejecutar cuando es necesario para salir de una situación, para posibilitar un ataque, para ganar tiempo, etc., pero no para exponerse ni cansarse ni ser ”traducido” por el rival.

Aprendizaje

Lo primero tener clarísimo el movimiento y el objetivo del mismo, mediante dibujos, videos y explicaciones del preparador. Difícilmente podrá hacer el deportista movimientos tan sutiles si el preparador no los desglosa, los explica y los analiza.

Deben hacerse primero sin rival, de forma mecánica y en diferentes situaciones (espejo, cuerda, sombra, etc), hasta que la asimilación de la orden pensada por el córtex quede automatizada por el cerebro medio, y corregidas por el preparador que para algo está. Obligar directamente al deportista a ejecutar sobre rival sólo acarrea que dichos gestos queden automatizados mal (es como aprender a escribir).

El siguiente paso es aplicarlo en entrenos y luego en sesiones de sparring. El aprendizaje no es lineal, un deportista puede mejorar técnicamente mucho en un año, estabilizarse 6 meses, y de repente, tener otro progreso.

Lo que el deportista automatice, ojo, como la bicicleta, podrá estar mejor o peor, pero no se le olvida.