Logo Hispagimnasios

Hispagimnasios.com

El portal del fitness y las artes marciales

PA KUA CHANG - EL CAMINO CIRCULAR

Por Neldo Sacomani
"WuHsingChuan" International Association


Cuando se habla de Pa Kua Chang, inmediatamente viene a nosotros la imagen de su mas famosa manera de entrenar, que es sin duda, ¡la Caminata Circular!

Mi Sifu, el Maestro Huang Zhi Cheng, uno de los mas famosos y respetados maestros de Pa Kua Chang tradicional de China, siempre hace incapié en que se debe mantener la práctica de lo mas básico del arte, que es justamente su caminata circular.

Esta aparentemente sencilla técnica, tiene posibilidades marciales (defensivas) muy concretas, siempre y cuando su entrenamiento se vea dirigido y observado por un "verdadero" Maestro de Pa Kua Chang. Sin duda, su beneficio es marcial, pero además de ello tiene la particularidad de fortificar nuestra Salud, a través de los pasos circulares de los pies, repeticiones constantes de los ejercicios, muestras de rápidos cambios en la dirección de las técnicas, sesiones de ejercicios estacionarios dirigidos a dominar nuestro Chi, y el desarrollo de las capacidades provenientes del Dantian, llegando de esta manera a un equilibrio entre el entrenamiento Interno y Externo.

Nos podemos preguntar: ¿Cómo estos ejercicios unifican de manera tan fundamental las relaciones Internas y Externas?

Bien, en su desarrollo, encontramos innumerables técnicas efectuadas con la Palmas de las Manos, las cuales son "vigiladas" con la actividad de los "ojos", al mismo tiempo que los pasos circulares de nuestros "pies", contienen la capacidad de mover y ejercitar el "tronco", los movimientos de brazos - tronco - piernas, ejercitan nuestras "articulaciones", las cuales están apuntaladas en el trabajo de nuestros "músculos". Así, indudablemente nuestro aspecto Externo es entrenado diligententemente: cabeza, ojos, brazos, manos, tronco, piernas, pies,... etc.

Internamente, los ejercicios dirigidos de Chi Kung (QiGong) en Pa Kua Chang, se conectan con nuestros órganos internos, beneficiando el paso limpio y seguro de la sangre por nuestros bazos, venas y arterias, con lo cual se ve grandemente favorecida la circulación en general, incluso limpiando nuestros canales internos de energía guiados por la correcta respiración efectuada mientras caminamos en círculos.

Una característica fundamental para efectuar correctamente nuestro entrenamiento, es "relajar" apropiadamente nuestros músculos, y esto sucede si nuestra mente se encuentra despejada y tranquila, haciendo de esta manera nuestro centro de gravedad principal en el Dantian (aproximadamente 4 o 5 centímetros debajo del ombligo, hacia el centro del cuerpo). Una respiración profunda acompañada de movimientos lentos y relajados, ayudan grandemente a que el cuerpo "recuerde" la técnica. Poner atención en la lengua pegada al paladar, para "sentir" la respiración, y la boca cerrada, con el maxilar inferior relajado.

Se encuentra probado que esta práctica efectuada permanentemente, es sumamente beneficiosa en cuanto a resistir los abates de enfermedades de origen nervioso o crónicas, disfunciones del sistema digestivo o cardiovascular y variadas afecciones de carácter respiratorio.

Esas características, posibilitan un entrenamiento mas adecuado con miras a la protección defensiva, ya que se contará con una estructura fuerte y a la ves flexible. En la Caminata Circular, ubicamos a nuestro antagonista en el centro de un círculo imaginario, donde la capacidad de la soltura para situarse a uno y otro lado del mismo, incluso sorprendiéndole por la espalda, podemos proyectar nuestro ataque de manera mucho mas favorable, ya que si somos atacados, nuestras manos producirán los "cambios necesarios" para los desvíos al mismo tiempo que nuestras piernas golpearán los objetivos desprotegidos.

Los movimientos de la Caminata Circular confunden de tal manera al oponente, que un ataque suyo puede quedar fácilmente dirigido a la "nada"... ya que nuestro cuerpo se encontrará en permanente movimiento de un lado al otro, atento al cambio de rumbo de nuestras piernas, y los evasivos pasos circulares de nuestros pies, lo cual dejará paso a una "pesada palma" que puede atacar puntos vitales en blancos abiertos sin la debida protección. Esto es un arte marcial: una ayuda técnica, para posibilitar derrotar al oponente sin la necesidad de utilizar fuerza contra fuerza, solo oportunidad y estrategia.